Unión Europea amenaza la soberanía de America Latina

Por Don Hank

Si observamos los regímenes del siglo 20 que más daño hicieron (Tercer Reich, China comunista de Mao, Cuba, Unión Soviética), notamos que cada uno de ellos  fue un régimen socialista (Hitler también fue socialista) con tendencia de extender su influencia política através de sus fronteras.

Hoy día casi todo el Oeste se encuentra en una situación sumamente precaria por el socialismo creciente y también por la tendencia hacia una centralización de los gobiernos, o sea hacia un gobierno internacional único (One-World Government).

Soy el dueño (jubilado) de una agencia de traducción técnica y debido a que manejo varios idiomas tengo unos amigos en Europa, sobre todo en Alemania y el Reino Unido, y según ellos, la situación de allí no es reflejada de ninguna manera en los medios de comunicación occidentales. Sin embargo se trata de una situación intolerable en la cual los pueblos de Europa han perdido su voz. De hecho, los parlamentos de los países individuales no más ejecutan órdenes del Parlamento Europeo. Ni siquiera los Miembros del Parlamento Europeo, elegidos “democráticamente” por los pueblos, tienen el poder de proponer leyes o de tener un impacto significativo en sus patrias.

La Unión Europea de hoy es en su práctica una dictadura socialista, pero casi nadie se atreve decirlo en público.

Ahora, Ud. me preguntará qué tiene que ver la UE con America Latina.

Es una buena pregunta y trataré de responder.

En primer lugar, la UE admite que busca un diálogo tanto económico como político con America Central, y en vista de lo que ha hecho la UE políticamente en Europa, eso en sí es preocupante.

Mi familia y yo nos mudamos de EU a Panamá en julio del 2009. Desde aquel entonces Panamá ha asistido a unos cambios bruscos debidos a la intervención de la Unión Europea en este país.

Hace meses la UE entró en conversaciones con los líderes de varios países centroamericanos, supuestamente en materia económica. Pero poco después esa entidad estaba exigiendo que este país combatiera mejor su crimen y que los pescadores panameños dejen de pescar en ciertas áreas. Ahora podemos admitir, de un lado, que el crimen es malo, y de otro lado, que hay especies en peligro, y ciertamente la intención de salvar estas especies es  noble.

Pero consideremos una analogía para analizar mejor lo que pasa aquí.

Si yo entro en negociaciones con el vendedor de autos supuestamente con el fin de comprar un carro, no sería apropiado que yo le pusiera una condición según la cual este vendedor no tiene derecho de venderles autos a mafiosos – aunque todos podemos admitir que los mafiosos son malos.

La Unión Europea fue fundada en 1957 bajo el nombre inocuo “Comunidad Económico Europea,” pero hay observadores que afirman que desde los principios la intención no era tanto económica como política, y la meta no tanto la resolución de problemas económicos como la adquisición paulatina del poder sobre todo un continente por unos pocos hombres con tendencias marxistas – lo que se llama comúnmente oligarquía.

Ahora ¿qué pasa cuando un grupo de élites, nombrados por sí mismos, intenta usurpar tanto poder y hacer cambios tan fundamentales como los que se han visto en Europa — y que terminaron en un desastre para Grecia y los países de la Unión Europea a los cuales se les exige pagar por un comportiamento irresponsable por parte de dicho país?

En el caso de organizaciones de tipo experimental como la UE, además de los cambios intencionados, sobre todo surgen las consecuencias no intencionadas.

Un ejemplo general de tales consecuencias no intencionadas, tomado de la historia, es el gran número de víctimas (se estima un número alrededor de 100 millones) de los regímenes comunistas del siglo 20 y el fracaso de la Unión Soviética.

Como ejemplo más concreto de las consecuencias no intencionadas se puede citar la duplicación del precio de mariscos y pescado y el fuerte incremento de los precios de verduras y frutas en Panamá tras el inicio de la venta de los correspondientes productos a la Unión Europea.

Dados los bajos salarios de los trabajadores en Panamá, cualquier alzo del precio de la canasta básica es preocupante e impacta a la clase media de forma negativa. Pero el impacto de una duplicación de precios que se ha visto aquí es incalculable.

Pero otra consecuencia no intencionada es el elevado consumo de combustible por los aviones que transportan nuestros productos a Europa – mientras la UE defiende de boquilla los ideales del ambientalismo. Si ella se interesara de verdad en la ecología del planeta, trataría de comprar pescado en Europa. En vez de esto, está debilitando con sus políticas “ambientales” la industria pesquera europea.

Si Martinelli quiere el bien de su pueblo, el debe considerar muy cuidadosamente las posibles consecuencias no intencionadas de cualquier propuesta de colaboración de parte de la UE.

Además, el mandatario debe rechazar rotundamente cualquier intento de parte de la UE de meterse en la política interna de Panamá.

El recurso más valioso que tiene Panamá es su soberanía. Gracias a este recurso, Panamá ha evitado la caída en esa crisis económica y financiera que amenaza el mundo entero – una crisis provocada por políticos internacionalistas en Europa y EU, con sueños de tipo “Robin Hood,” que exigían que los bancos dieran préstamos a los insolventes y que jugaron al azar con su propia solvencia empaquetando las hipotecas en forma de derivativos tóxicos sin ningún valor intrínseco y comprando/vendiendo los mismos. Si Panamá mantiene su soberanía, y si evita sueños utopistas, puede seguir siendo cada vez más próspero.

Pero si el gobierno de este país cede su soberanía poco a poco a una entidad que quiere un Panamá débil y sin liderazgo propio, corre el riesgo de perder todo lo logrado en el pasado y avanzar poco a poco hacia el basurero histórico en donde yacen los restos de sueñadores con complejos de Napoleón.

Este artículo aparece también en el blog de la periodista venezolana Martha Colmenares:

http://www.marthacolmenares.com/2010/05/20/union-europea-amenaza-la-soberania-de-america-latina-segun-don-hank/

1 ping

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*